viernes, 30 de diciembre de 2011

Treinta

Sólo me queda por pedirte que sueñes. Que sueñes en alto o en bajito, con el lunar de su mejilla o las cuerdas de tu guitarra. Pero que sueñes.

martes, 20 de diciembre de 2011

Buenos días, olor a mandarinas


Huele a nuevo
como los libros del colegio cuando empieza,
como a tostadas recien hechas,
como cuando miras como si no lo hubieses hecho nunca.
Y vas a oscuras
buscas a tientas el olor a mandarinas
y respiras y nos gusta aunque no me lo digas
que luego hacerlo no nos cuesta nada.
 
 

lunes, 19 de diciembre de 2011

Cosas que merece la pena conservar II

La playa. Tus gafas. Las portadas de noviembre de Harper's Bazaar. Las réflex digitales. Desayuno con Diamantes. Los abrigos naranjas. El rotulador número 66. Los ábacos de madera. Tu labio inferior. El esmalte de uñas aguamarina. El salmón ahumado. El café caliente de los lunes por la mañana. La crema pastelera de limón. Cajetillas de tabaco vacías, especialmente si están en un idioma extranjero. Las calles llenas de gente porque va a llegar la Navidad. Los vestidos de flores. Los mecheros de ovejas blancas. Las ventanas de madera verde oscuro. Los bancos de los pasillos. 
El billete de tren que pone coche 2, plaza 93.


Pues eso.






viernes, 16 de diciembre de 2011

Paula

Vuelves de Noruega con más frío, con más palabras y con más kilómetros encima. Pero sobre todo vuelves de Noruega para soplar las velas.

Felices 24.

lunes, 12 de diciembre de 2011

Los recuerdos más tempranos que conservo están impregnados de miedo a las pesadillas. Me asustaba estar solo, y me asustaba la oscuridad, y me asustaba ir a dormir a casa de mi sueños, en los que un horror sobrenatural siempre parecía a punto de adquirir forma. Temía que cualquier sueño se hiciera realidad cuando me despertase.
(Yonqui, William S. Burroughs)

viernes, 9 de diciembre de 2011

Altamar, lejos de la orilla

¿No es mejor dejarse puesto lo de dentro? Entre tu casa y mi alfombra hay miles de bocas que no callarán hasta final de año. Antes era todo marrón y rojo, pero ahora es verde y azul porque los tiempos que corren no están para derrochar sangre.

Estoy casi segura de que va a decir que sí, pero por si acaso quiéreme, que el amor no pudo conmigo.

martes, 6 de diciembre de 2011

Verdades como puños

People tell us who they are, but we ignore it because we want them to be who we want them to be.
Don Draper
(Mad Men)

lunes, 5 de diciembre de 2011

¿No tienes una inmensas ganas de ser feliz?

Si vas a subir las escaleras, nos hemos equivocado de hora. Ya es tarde. Palomitas de colores. No voy a confesar(te) que en realidad odio las cosas demasiado dulces porque el caso aquí es no estar contentos. Tengo zapatos nuevos. En realidad no son nuevos, pero nunca me los has visto quitados, así que es casi como si lo fuesen. Te pierdes entre los puntos de mis medias y eso me recuerda que hacía algo así como un siglo y medio que no rompía unas de color verde. Sigo sin encontrarle sentido al plástico transparente, pero de colores, no lo entiendo. Cuelgo de esta percha mi vestido, tu corbata, sujetos con imperdibles, hartos de volverse locos.

Ya podía salir el sol para que me olvide las gafas en casa.
Ya correrán tiempos mejores.


El tiempo en esta habitación me sabe a vino
 dedico demasiado a imaginar que estás conmigo
apuro la copa de un trago
dejo el cuerpo en el pasillo
hoy todo lo demás es lo de menos

sábado, 3 de diciembre de 2011

Debes pensar que he perdido la cabeza

Por primera vez quiero que llegue la Navidad. Sacar brillo a los zapatos, no quedan canciones por descubrir. No me lo pienso y me lo voy a llevar todo. Todo.
Hoy las radios ya son de cartón, quieres tener un barco y el negro brilla más que nunca, y todos los colores junto a él.

¡Ni que se nos fuera a acabar el amor!