miércoles, 18 de enero de 2012

Es esta maldita capacidad de empatía, tan grande que un día, creerás morir, pero moriré yo antes.

No hay comentarios: